Digital farming, nuevas tecnologías aplicadas a la actividad agrícola

Digital farming, nuevas tecnologías aplicadas a la actividad agrícola

En Naranjas Casanova ya hemos comentado sobre la llegada de las nuevas tecnologías al mundo de la agricultura. La agricultura 4.0 ha llegado para quedarse con aplicaciones y otras teconologías que han llegado para intentar facilitar el trabajo de los agricultores y conseguir productos de la calidad que exigen nuestros clientes.

En otros artículos de este blog hemos comentado la capacidad de vigilancia de los drones como protectores de nuestras cosechas o como medio probatorio contra los amigos de lo ajeno.

Digital farming

Como decimos las nuevas tecnologías han llegado a un mundo tan tradicional como el agrícola. El objetivo es aumentar la cosecha pero con calidad y sobre todo una producción que sea respetuosa con el medio ambiente, especialmente con el agua, un bien muy escaso.

Para ello aparece lo que se ha llamado el Digital Farming que consiste en usar las tecnologías disponibles de forma eficiente para mejorar los recursos y cultivos.

Drones, biotecnología, realidad virtual, tecnología controlada por satélites que con cierta regularidad dan vueltas sacando y compartiendo datos sobre el riego, la evolución del cultivo etc..

Atracción de los jóvenes por la agricultura 4.0

Pero además de reducción de costes, las nuevas tecnologías aportan a la agricultura otros beneficios.

Los agricultures son fundamentalmente personas mayores. Es una actividad económica que no cuenta con demasiada gente joven. No obstante, la agricultura 4.0 sí atrae a jóvenes que con las posibilidades que en la actualidad ofrecen las nuevas tecnologías sí se sienten atraídos por la agricultura. Afortunadamente esto aporta sabia nueva a esta actividad económica.

Seguridad alimentaria

La agricultura 4.0 también tiene sus beneficios para los consumidores, las personas a las que van destinadas, en última instancia, los productos que se producen en el campo. El control que confieren las herramientas 4.0 permiten conocer si las cantidades de fitosanitarias, fertilizantes y agua que se han utilizado en el cultivo han sido las adecuadasy por tanto la seguridad sanitaria está totalmente asegurada.

Como decíamos el digital farming ha venido para quedarse por lo que irán surgiendo nuevas aplicaciones y nuevas tecnologías destinadas a facilitar los trabajas y rutinas agrícolas. Nosotros, en Naranjas Casanova, seguiremos contando las novedades y profundazando en las ayudas y beneficios que nos pueden ofrecer las nuevas tecnologías a la actividad agrícola.

Deja un comentario

Todos los campos son obligatorios

Nombre:
E-mail: (No publicado)
Comentario:
Tipo de código